Trastorno temporomandibular
y dolor orofacial

Home / Trastorno temporomandibulary dolor orofacial

Hoy en día existe una gran prevalencia en nuestra población de trastornos temporomandibulares, por lo que en Clínica Dental Coyancura contamos con esta importante especialidad para recibir a pacientes con dolor de la articulación temporomandibular (zona del oído), músculos masticatorios, dolor al abrir y cerrar la boca, dolor de cuello, dolores faciales de distinta intensidad, ronquidos, cefaleas, trastornos del sueño y del ánimo, entre otras alteraciones que pueden tener origen multifactorial y puede verse asociado a causas tales como malos hábitos, bruxismo y estrés emocional.

El bruxismo también puede expresarse con desgastes (muchas veces severos) de los dientes, recogimiento de las encías e hipersensibilidad.

Mediante una exhaustiva evaluación inicial se logrará un acertado diagnóstico y plan de tratamiento, que permitirá aliviar la sintomatología que aqueja al paciente. Algunos de los tratamientos que se aplican en nuestra clínica son:

  • Confección de diferentes tipos de planos de relajación según la necesidad de cada paciente.
  • Aplicación de Toxina Botulinica tearapéutica para disminuir el bruxismo.
  • Electro-estimulación transcutánea (TENS).
  • Terapia física (ejercicios, elongación muscular, masajes, etc)
  • Aguja seca y otras técnicas

Toxina Botulínica para el tratamiento del Bruxismo

El bruxismo (apriete de los dientes) es una patología crónica que cada vez afecta a mayor cantidad de personas en Chile. Debido al estilo de vida y preocupaciones cotidianas, se ha generado un aumento en las consultas al dentista por bruxismo y sus consecuencias: desgastes de los dientes, sensibilidad, fracturas de piezas o tapaduras, dolores en los músculos y articulación de la mandíbula, dolores de cuello, de oídos y cefaleas intensas, entre otras dolencias.

Distintos tratamientos con planos o placas para dormir, terapias de relajación y masajes especializados han mitigado o manejado esta situación. Sin embargo, hoy la utilización de toxina botulínica para el Bruxismo es una solución cada vez más utilizada, obteniéndose muy buenos resultados.

La aplicación de toxina botulínica tipo A en los músculos masticadores ha demostrado ser una excelente herramienta para manejar el bruxismo.  La toxina botulínica es un potente relajante muscular local dirigido a los músculos masticatorios afectados, y que actúa por un amplio periodo de tiempo (4 a 6 meses aproximadamente).  Con esto se logra controlar las molestias por dolor y a su vez los cambios estéticos a nivel de los músculos faciales, produciendo un “adelgazamiento” de la cara luego de que los músculos hayan aumentado su tamaño como resultado de un apriete constante.

Consulte por esta alternativa y controle su bruxismo y molestias con especialistas!